La posibilidad de comprar Bitcoin con total privacidad es uno de los principales atractivos de esta y otras cryptocurrency, en contraposición con la ausencia de confidencialidad inherente a la adquisición de activos como, por ejemplo, las acciones bursátiles. De esta manera, si para comprar Bitcoin se asumen unas precauciones básicas, como utilizar una dirección distinta para cada operación o usar múltiples monederos, el anonimato quedará en todos los casos preservado, sin hacer nada ilegal o de lo que puedan derivarse otros riesgos. Además, también pueden adoptarse otras medidas adicionales de protección de la identidad del usuario, como usar para las transacciones sistemas operativos independientes tipo Tail.

Comprar cryptocurrency de otra clase también se puede realizar de modo confidencial

Igualmente sucede si se toma la decisión de adquirir cryptocurrency como Ethereum, Dash, Litecoin, Augur, Neo, Zcash, Monero u Horizen, ya que no habría tampoco problemas de privacidad, pues en esas operaciones se adoptan las mismas medidas de precaución que para comprar Bitcoin, debido a la configuración tecnológica similar que comparten todas las criptodivisas. Con todo, si el usuario quiere adquirir monedas digitales con prestaciones reforzadas en confidencialidad, siempre tiene la posibilidad de optar por una criptomoneda como por ejemplo Grin, que acaba de salir al mercado y que tiene entre sus múltiples atractivos el permitir operar con total anonimato.

Plataformas aptas para comprar Bitcoin y otras criptomonedas con confidencialidad

Asimismo, a la hora tanto de comprar Bitcoin como de comprar cryptocurrency de cualquier tipo resulta esencial elegir el portal online adecuado para realizar las transacciones, ya que, aunque seguir buenas prácticas para salvaguardar el anonimato sea una responsabilidad ante todo del usuario, lo cierto es que hay sitios como Bitladon que ofrecen todas las garantías de seguridad para que no se vea comprometida nunca la privacidad de las operaciones con criptodivisas. Por eso, no hay que renunciar a la confianza que nos ofrece Bitladon.